COMO FUNCIONA......

Funcionamiento de un frigorifico

Si el armario frigorífico runrunea, es porque tiene un motor que funciona. Un motor en marcha siempre desprende calor. Aquí, sin embargo, fabrica frío... ¿Cuál es el truco?
Sencillamente, que se aprovecha el hecho de que la evaporación de un líquido produce siempre un enfriamiento, y de que el número de frigorías así obtenidas es superior al número de calorías producidas por el motor. En las máquinas frigoríficas de uso común se recurre a líquidos particularmente adecuados para este uso: unos fluidos frigorígenos, como el amoníaco, el cloruro de metilo o el freón, que se vaporizan muy fácilmente.

Nuestros frigoríficos caseros, destinados a fabricar hielo y a conservar productos alimentarios, son refrigeradores a compresión. Constan, principalmente, de un evaporador, un compresor y un condensador. Estos órganos están unidos por tuberías con objeto de que se realice un proceso en circuito cerrado.
En el evaporador, el líquido frigorígeno se vaporiza. Entonces toma su calor de evaporación del medio que lo rodea -aire o líquido incongelable—; es. decir, creando frío. Accionado por un motor eléctrico, el compresor aspira el vapor, lo comprime y lo introduce en el condensador. Este último tiene la misión de liberar hacia el exterior las calorías recibidas.

COMO FUNCIONA......

Funcionamiento de una lavadora

¿Sabéis que en el lavado de la ropa intervienen unos sutiles fenómenos eléctricos? Gracias a ellos, la suciedad desplazada por el agua jabonosa no vuelve a caer sobre los tejidos. Efectivamente, una carga eléctrica negativa se aplica a la vez a sus fibras y a las partículas que hay que apartar; carga que es aumentada por los detergentes. Como dos cargas negativas se rechazan, las impurezas tienden a alejarse del tejido.
Antiguamente sólo se disponía de la cubeta para la colada, recipiente en el cual se vertía agua en ebullición después de haber dispuesto la ropa sucia alrededor de una columna central hueca.

Ésta, que estaba cubierta con un sombrero perforado, echaba sobre la ropa el agua hirviente que salía del tubo por el cual subía. Y la operación se proseguía hasta que el líquido dejaba de hervir. Las actuales máquinas de lavar, más perfeccionadas, constan de dispositivos eléctricos de calentamiento, de agitación del agua (palas o tambor movidos por un motor eléctrico), de evacuación de las aguas usadas y de secado, así como de los reguladores necesarios para que todo ocurra automáticamente: mando de temperatura (termostato), de tiempo (motor sincrónico o dispositivo de resorte) y de nivel (flotador). La electrónica acude, de este modo, a facilitar las tareas del ama de casa. En cuanto ésta ha preparado un programa para su máquina de lavar, puede dedicarse a otras ocupaciones.

Escribir un comentario

Código de seguridad
Refescar